EL SUBSISTEMA EFTP

Educación y Formación Técnico Profesional 

La educación y formación técnica profesional es un espacio de articulación entre educación trabajo y desarrollo social y económico, cuyo propósito es facilitar que personas jóvenes y adultas, cuenten con oportunidades de aprendizaje laborales y a lo largo de la vida (CEPAL)

Estructura del Subsistema 

La LFE en su artículo 15 define la estructura del sistema Nacional de Educación con los componentes siguientes: 

  1. Educación Formal; 
  2. Educación No Formal; 
  3. Educación Informal

El Artículo 20, por su parte describe que "la Educación Formal se organiza en los niveles: 1) Educación Prebásica; 2) Educación Básica; 3) Educación Media; y 4) Educación Superior. El desarrollo de la educación prebásica, básica, media corresponde a la Secretaría de Estado en el Despacho de Educación, a través de sus correspondientes estructuras del nivel central. Le corresponde a la UNAH, a través del Consejo de Educación Superior, organizar, dirigir y desarrollar la Educación Superior y Profesional".

Según lo establece la Constitución de la República (Art. 156), la educación en todos los niveles del sistema educativo formal, excepto el nivel superior, es autorizada, organizada, dirigida y supervisada por el Poder Ejecutivo a través de la Secretaría de Educación. La LFE, en el artículo 63, establece que "la supervisión de la Educación Formal y No Formal es responsabilidad de la SEDUC, la que debe realizarse mediante personal especializado y en el marco del proceso de descentralización".

La educación no formal incluye educación inicial, formación técnico profesional, educación vocacional, alfabetización y educación para la satisfacción de necesidades básicas. El Instituto Nacional de Formación Profesional (INFOP) se ocupa de la atención de las necesidades educativas de la formación técnico profesional (inicial y continua) y de la educación vocacional. La Comisión Nacional para la Educación Alternativa No Formal (CONEANFO), por su parte, se encarga de la atención a los procesos de la educación inicial, alfabetización y la educación para la satisfacción de necesidades básicas. 

Funcionamiento de EFTP

El Subsistema de EFTP se basa en el análisis de los requerimientos de cualificación del mercado de trabajo. Sobre esas necesidades de competencias del mercado de trabajo se construyen y desarrollan los programas formativos de las distintas etapas y niveles, proceso guiado desde una unidad técnica de cualificaciones que asegure la metodología de trabajo y la calidad de los perfiles profesionales y de los diseños curriculares. 

Una vez que se dispone de esta identificación se diseñan o actualizan los diseños curriculares correspondientes y, posteriormente, se implementan. Pero el Subsistema de EFTP no solo permite adquirir la competencias por la vía de la formación, sino también por la vía del reconocimiento, validación y certificación de la experiencia a través del componente de Reconocimiento y certificación de competencias sobre la base de los estándares o referentes de competencia que se recogen en el Catálogo de Perfiles Profesional.

Por último, otra pieza fundamental del funcionamiento del Subsistema de EFTP es la orientación vocacional y profesional. El nuevo Subsistema se plantea un enfoque de orientación permanente a la persona como derecho, a lo largo de toda su vida y de manera articulada independientemente de su edad, nivel educativo y condición laboral en que se encuentre.

El Subsistema de EFTP pretende superar la visión parcelada de la EFTP y, resguardando las competencias de cada institución, llevar a cabo una evaluación y seguimiento sistémicos que permitan una visión de conjunto para valorar si la EFTP cumple sus objetivos, en qué aspectos es mejorable y qué cambios precisa como base para la toma de decisiones informada.